25 de marzo de 2019

Liga Navarra Alevín. Txantrea - C.D. Amaya 2-1


Primer sábado de esta primavera que amaneció en Pamplona con un sol radiante, que animaba a disfrutar del fútbol. Desde que el árbitro dio la orden de comenzar vivimos un partido trepidante con abundantes ocasiones de gol en  ambas porterías.

Amaya tuvo las dos primeras. Ibán recogió un balón rechazado en medio campo y se lo pasó a Lucas, que desde el borde del área hace la pared con Aimar y cede el cuero a Eneko. El remate del cuatro desde el punto de penalti es repelido por el meta local.

Poco después en una internada por banda derecha Egoitz centra al área donde Lucas logra conectar un remate que salió desviado por poco.

Los locales tuvieron dos manos a manos consecutivos contra Pablo, que respondió a ambos espectacularmente, en las que serían las primeras intervenciones de un partido en el que volvió a demostrar que es un porterazo.

En torno al minuto doce, gracias a la presión de todo el equipo, Aitor intercepta un pase en medio campo, ve al portero adelantado y de un potente derechazo manda el esférico a la red adelantando a los visitantes.

El partido continuaba muy competido y vibrante y cualquiera pudo marcar. De hecho, Lucas lo hizo pero el gol no subió al marcador al entender el árbitro que había habido falta previa al portero. El colegiado también anuló un gol por fuera de juego en el otro área. Por medio de un tiro lejano empataron los azules en el minuto quince.

El partido era un toma y daca con numerosas situaciones de peligro en las dos porterías. En una de estas, Sebas combina con Biesaque abre el cuero para Ibán, que tras correr la banda, coloca un centro que acaba en las botas de Marco, pero su remate no vio puerta. No hubo más goles y con el empate llegamos al descanso.

Pasado el asueto los dos equipos se lanzaron a tumba abierta a por la victoria. Los rojos se mostraron intensos y solidarios en defensa. Pablo volvió a lucirse en el arco, Aimar saco un balón bajo palos  y el conjunto del equipo se empleó a fondo para aguantar las acometidas de los locales. En torno al minuto diez de esta segunda mitad el Txantrea consiguió el dos a uno.

Amaya, con la fe y el buen juego que le caracteriza, se volcó a por el empate. Nada más sacar de centro casi lo consiguen. Egoitz recibió un balón en largo y tras irse de su par en velocidad pasa el cuero por debajo de las piernas del portero. Cuando el empate ya se cantaba en las gradas, un defensa azulón desvió el balón sobre la línea de gol.

En otra internada por la izquierda, Egoitz lo intentó con un buen disparo que fue desviado a corner por el guardameta. César, Aimar y Aitor también lo intentaron con golpeos desde  lejos pero no obtuvieron premio.

En la última jugada del partido, César cuelga el esférico en el área pequeña. Ibán, que había ganado hábilmente la posición a centrales, logra rematar de cabeza pero el balón sale ligeramente por encima del travesaño. Así, terminó el parido con victoria local por dos a uno.

Cabe destacar el derroche de esfuerzo, el buen juego  y el orden táctico mostrado por todo el equipo durante el partido. Máxime, cuando varios jugadores disputaron el partido en posiciones que habitualmente no lo hacen.

Anónimo

No hay comentarios:

Publicar un comentario